Necesitamos Terminar el Maltrato Infantil.

El maltrato infantil se determina como las injusticias y la desatención en los menores de 18 años de edad, comprende maltrato físico, psicológico, explotación y todo tipo de ofensa que afecte el desarrollo y la dignidad del menor.

Estudios internacionales publicados por La Organización Mundial de la Salud dicen que una cuarta parte de los adultos han sufrido maltrato en su infancia y que actualmente la cifra va en aumento. Maltratar a un niño no tiene ningún tipo de justificación ni fundamento, siempre se puede dialogar sin golpes y sin insultos; debemos terminar esta problemática que sucede hace mucho tiempo en todo el mundo.

Existen diferentes tipos de maltratos:

  • Maltrato Físico: Son ataques que ponen en riesgo la integridad física.
  • Abuso Sexual: Son actitudes y actividades sexuales hacia un niño o niña.
  • Abuso Psicológico: Es humillar o maltratar verbalmente a un menor.
  • Abandono: Es no garantizar los derechos de los niños y colocarlos en un estado de vulnerabilidad.

Las consecuencias del maltrato en niños pueden ser inevitables, aquí te mencionamos algunas:

  • Aislamiento social
  • Depresión
  • Consumo de drogas
  • Consumo a temprana edad de cigarrillo
  • Baja autoestima
  • Dificultad para aprender
  • Trastornos de conducta
  • Embarazo no deseado

Hay maneras de saber cuándo un niño es maltratado y no quiere decirlo; por ejemplo el niño está constantemente aislado, son agresivos, se muestra desarreglado y también puede presentar signos de maltrato físico, como moretones inexplicables, raspones o hematomas en el cuerpo.

Cuando detectamos un caso de maltrato infantil, debemos denunciar de inmediato ante el ente encargado de los derechos de los niños, ante la policía o llevarlo algún refugio que lo puedan ayudar.

Entre todos podemos acabar con este flagelo y ayudar a nuestros niños, quienes muchas veces por temor o por amenazas no hablan y pueden terminar mal si no los ayudamos. Seamos la voz de aquellos que no pueden hablar y unámonos para ayudar.

Elaborado por: Diana Betancur – We Are Moms

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.